Planificación del Entrenamiento Deportivo: Niveles Estructurales.

por en 06 Octubre

La planificación del entrenamiento deportivo se apoya en diferentes periodos de tiempo, como años, temporadas, macrociclos, microciclos y mesociclos, siendo la unidad más pequeña la sesión de entrenamiento.

Si la planificación se realiza en base anual, ésta se estructura en ciclos de entrenamiento, correspondiéndose éstos con periodos de tiempo acotados en los que se buscan unos determinados objetivos.

La planificación del entrenamiento se fundamenta en tres niveles estructurales: macrociclo, mesociclo y microciclo.

  • Macrociclo: se trata del ciclo de entrenamiento más largo; está orientado hacia la competición. Dependiendo del deporte de que se trate, la duración será mayor o menor, pudiendo ser mayor o menor a 1 año. Se componen de 3 fases: adquisición, estabilización y pérdida temporal de la forma deportiva, hasta que se vuelva a iniciar otro macrociclo.
  • Mesociclo: se trata de la estructura media del proceso, prolongándose éste desde 3 a 6 semanas (suele ser de un mes de duración aproximadamente), en función de los objetivos a alcanzar y del momento en que se efectúe dicho mesociclo. Los mesociclos son una unidad de entrenamiento completa, provocando por si sola beneficios en la preparación deportiva.
  • Microciclos: se corresponden con un escalón inferior al mesociclo, siendo su duración variable, desde 3 a 7 días. Existen diferentes tipos de microciclos: de ajuste, de carga, de impacto, de activación, competitivo y de recuperación, en función de las características de los mismos.

Finalmente, destacar que las unidades más pequeñas de planificación del entrenamiento son las propias sesiones de entrenamiento, las cuales pueden clasificarse en función de diversos criterios, como son el tipo de tarea, la organización, la magnitud de la carga, y la orientación del contenido de la sesión.

Inicia sesión para enviar comentarios